Cada palabra
corre el riesgo de ser
ésa que sobra.

Wednesday, April 15, 2015


Aterricé.
Nadie aquí me conoce.
Casi no existo.

2 comments:

  1. De repente me encuentro como un jinete sideral, viajo en una nave de copiloto, no entiendo porqué pero estoy contento de volver de misión a la tierra, ahora soy un hibrido, un resucitado. Cuando aterrizamos vimos que la vida en el Planeta seguía su curso, me alegré de no habernos extinguido. Nos encaminamos hacia un grupo de personas y ahí cundió el pánico, no se percataban de nuestra presencia : eran androides inmunes a la radioactividad y a la enfermedad, nuestra huella tendría una existencia infinita, entonces me desperté de la pesadilla, no pude soportar que en realidad yo no existía, también noté que por la mejilla de los androides no surcarían lagrimas. Se que ese sueño me proporciono una sensación única, ahora se que solo quedaran androides réplica sin sentimientos,
    no deje nadie de leer la entrevista de Juan Cruz a G.Grass de ayer en el País
    Mel

    ReplyDelete
  2. Interesante sueño o pesadilla, Mel. En inglés pesadilla es "nightmare", la yegua de la noche. Dicen también que despertarse de una pesadilla es el único instante en que la realidad nos salva o libera de la imaginación. Pudiera ser. Saludos.

    ReplyDelete